La lección de una influencer que les hizo creer a sus fans que había ido a Coachella

Gabbie Hanna. Foto: YouTube/Gabbie Hanna

POR Aline Cerdán-. Ya lo han dicho muchos: Coachella se ha convertido en un evento que tiene más que ver con la moda y las oportunidades instagrameables, que con simplemente ir a disfrutar de un festival de música. Lo que no se cuenta demasiado es que las fotos que se publican del festival tienen tanto valor en el mundo de las redes sociales, que hay quienes están dispuestos a crear elaborados atuendos y fingir que estuvieron ahí.

Así es: para una personalidad de redes, un buen fin de semana en Coachella puede atraer más seguidores, y con ellos, patrocinios de marcas y dinero. Pero, con gastos que empiezan con un boleto general de 429 dólares y ascienden considerablemente al agregar bebidas, comidas y atuendos, no todos tienen el presupuesto para hacer el viaje a Indio, California, cada año.

Fauxchella 2019

Para Gabbie Hanna, una cantante e influencer con 3.8 millones de seguidores en Instagram y más de seis millones en YouTube, el dinero y dedicación necesarios para asistir al festival californiano parecía ser “mucho trabajo para algo que muchos no parecen disfrutar”.

Hanna decidió averiguar si podía engañar a sus seguidores y tener esas codiciadas fotos de Coachella sin lidiar con el calor, los precios elevados y las multitudes buscando la foto perfecta.

Conozco personas que van al primer fin de semana de Coachella y llevan el doble de atuendos para cambiarse cada día y poder pretender que estuvieron en el segundo fin de semana también,” explica la influencer en un video.

También te puede interesar: Adiós a la simplicidad del festival: una experiencia VIP en Coachella cuesta hasta 12 mil dólares

Una elaborada mentira

Con tres atuendos meticulosamente construidos para su Coachella falso (lo cual según afirma, le tomó más tiempo que empacar para su viaje de una semana a la India), Gab combinó un fin de semana normal con una divertida aventura que la llevó a parques y casas prestadas en tres sesiones de fotos distintas.

Afortunadamente, Gab tiene buenos amigos. Además de tomar las fotos (fotos de @ownthelight en Instagram), editarlas (cortesía de @kellansworld en Instagram), ayudarla a crear pulseras falsas que se vieran convincentes y guardar su secreto, conocidos que sí estaban en el festival le enviaron videos que fue combinando con algunos propios para compartir en sus IG stories.

Gabbie Hanna. Foto: YouTube/Gabbie Hanna

A lo largo de los tres días de festival, Gab compartió estas fotos y videos para obtener likes, reposteos y comentarios sobre lo linda que se veía y lo emocionados que estaban sus seguidores de verla en Coachella. Nadie parecía sospechar nada.

Gabbie Hanna. Foto: YouTube/Gabbie Hanna

La instagramer confesó que todo fue una mentira el pasado lunes 22 de abril a través de un video de YouTube que detalla el proceso. Contó también que borró el comentario de un usuario sospechoso, pero aparte de eso, casi todas las reacciones fueron muy positivas. Lo cual la hizo sentir un poco culpable. Pero, solo poquito.

También te puede interesar: Coachella 2019: los mejores looks que vimos en Instagram

¿Qué aprendió?

Desde que aparece con su primer outfit en el video, Gabbie confiesa que entiende por qué es emocionante arreglarse y tomarse fotos increíbles con atuendos que no podemos usar en el mundo exterior sin obtener miradas extrañas, o peor.

De hecho, lo pasó tan bien fingiendo estar en Coachella que está considerando asistir al festival en 2020.

Gabbie Hanna. Foto: YouTube/Gabbie Hanna

Pero también demostró que muchas de las cosas que vemos en redes son mentira. Lo cual, ella cree, no está mal. Sin embargo, advierte a sus seguidores que es mejor no darle demasiado valor a estas vidas inalcanzables que, muchas veces, ni siquiera son reales.

Plan con maña

Ya que Gabbie había llamado la atención de millones con su experimento social (literalmente, el video ya tiene más de dos millones de visitas en YouTube), la californiana aprovechó para hablar sobre una pasión personal.

El domingo 21 de abril, en lugar de pasar el día en Coachella como pensaban todos sus seguidores, Gab visitó el Watts Empowerment Center.

Este centro comunitario en el vecindario de Watts, al sur de Los Ángeles, busca crear un espacio en donde las familias de Watts Housing Projects puedan “descubrir su propósito mientras desarrollan su talento”. La institución ha sobrevivido desde hace más de un año gracias a donaciones y la atención que voluntarios como Gabbie traen al proyecto.

Si quieres saber más de Gab, puedes seguirla en sus cuentas de YouTube e Instagram.