Anuncios

Ella de Hesse, la Gran Duquesa rusa más bella de la historia que entregó su vida a la fe

Su vida podría servir para un exitoso guión cinematográfico. Nació como princesa de Hesse, enamoró al kaiser Guillermo II, se casó con un Romanov y es la hermana de la última zarina. Considerada la mujer más bella de Rusia, rodeada de joyas y palacios, Isabel decidió cambiar de vida tras quedarse viuda del Gran Duque Sergio para dedicarse a asistir a los desfavorecidos. Pese a ello, no pudo librarse del exterminio al que fueron sometidos los miembros de la familia imperial: su brutal ejecución en 1918 conmocionó a toda la realeza europea.

VER GALERÍA

Ella de Hesse
Ella de Hesse

Carlota de Prusia: otra rebelde en la realeza alemana

La princesa de Bismarck: la bisabuela de Gunilla que apaciguó al 'canciller de hierro'

Isabel nació en Darmstadt en 1864. Era una de las hijas del matrimonio formado por el Gran Duque Luis IV de Hesse y la princesa Alicia de Reino Unido. En su pedigrí se encontraba, por tanto, ser nieta de la todopoderosa Victoria de Inglaterra. Sin embargo, la difteria que hizo estragos en el continente en el año 1878 provocó la muerte de su madre. Como primogénita mujer, tuvo que quedarse al cargo de sus hermanos menores y por este motivo, fue precisamente su abuela quien veló por los intereses de la joven. Al principio la soberana no vio con buenos ojos su enamoramiento del Gran Duque Sergio Romanov: él era hijo del zar Alejandro II, el “libertador de los siervos” y hermano de Alejandro III. La rusofobia de la soberana era sobradamente conocida aunque terminó dando su consentimiento. Él era apuesto, inmensamente rico y con una posición muy reconocida en la corte.

El enlace se celebró en 1884 en el Palacio de Invierno de San Petersburgo y fue todo lo fastuoso que podía esperarse para un miembro destacado de los Romanov. Isabel se convirtió a la iglesia ortodoxa y en adelante fue conocida como Isabel Fiodorovna aunque en la familia la llamaron siempre Ella. Destacó por su exquisito gusto musical, su carácter afable y extraordinaria belleza. Fue considerada la mujer mejor vestida de su tiempo. Viajera incansable, mantuvo un trato muy cercano tanto con sus familiares ingleses como alemanes. Sergio fue nombrado gobernador de Moscú y durante varios años vivieron en el Kremlin. Ella se alegró infinitamente cuando supo el compromiso de su hermana menor, Alix, con Nicolás II en 1894. Fueron precisamente Isabel y Sergio quienes se encargaron de organizar la precipitada coronación del joven y apocado zar.

VER GALERÍA

Ella de Hesse
Ella de Hesse

El matrimonio no tuvo hijos, pero fue una pareja armoniosa y respetada entre las élites de su tiempo. Sin embargo, la situación de Rusia no era fácil. En 1905 la derrota en la guerra ruso-japonesa provocaba disturbios y alteraciones del orden público en una sociedad sumida en la pobreza. El gran duque Sergio Romanov era asesinado por una bomba anarquista. Desde ese momento, la bella Ella decidió abandonar sus responsabilidades regias para adentrarse en el mundo de los humildes y necesitados.

Fundó una orden religiosa y se consagró en la fe. Sin embargo, la desastrosa participación de Rusia en la Primera Guerra Mundial y sobre todo, el estallido de la Revolución Bolchevique condicionaron su destino. Los revolucionarios nunca olvidaron las raíces de Isabel Fiodorovna como una Romanov y la Cheka ordenó su detención. Fue deportada de Moscú a Ekaterimburgo y de ahí a Alapáyewsk. Su antiguo enamorado, el kaiser, intentó sacarla del país pero nada pudo hacerse: retenida junto a varios miembros de la familia, fueron trasladados a una mina y obligados a caminar con los ojos vendados sobre tablas situadas en la boca de la mina hasta caer vivos en el pozo. Cuando todavía se escuchaban los gritos de dolor, los criminales lanzaron sobre ellos varios explosivos. Decían campesinos del lugar que, en el silencio de la noche, todavía se escuchaban las oraciones de los mártires. Su muerte tuvo lugar el 18 de julio de 1918. Horas antes, su hermana pequeña con su esposo Nicolás II y todos sus hijos, habían sido también asesinados.

VER GALERÍA

Ella de Hesse de niña
Ella de Hesse de niña

Nené de Baviera, la hermana de Sissi que se quedó sin ser Emperatriz

Marichu de la Mora, la nieta de Maura que fue responsable en la Sección Femenina e impulsora de la moda Adlib

Once semanas después de la masacre, soldados del ejército blanco llegaron a la zona y encontraron los cuerpos. Los restos de Isabel Fiodorovna, Ella de Hesse, fueron trasladados primero a China, a Egipto y después a Israel. En el año 1981 fue canonizada por la Iglesia Ortodoxa y está enterrada en la iglesia de Santa María Magdalena de Jerusalén. Muy cerca de esa cripta, descansan también los restos de su sobrina y ahijada, la princesa Alicia de Battemberg, madre de Felipe de Edimburgo y suegra de Isabel II.