Anuncios

Timothée Chalamet se rebeló ante un consejo de Leonardo DiCaprio y fue tajante con el actor: “Tendría que considerar lo que me dijo”

Timothée Chalamet y Leonardo DiCaprio,
Timothée Chalamet y Leonardo DiCaprio, "enfrentados" por una sugerencia

Tras su aclamado rol en el musical Wonka que le valió una nominación al Globo de Oro -ceremonia en la que se lo vio a los besos junto a su novia, Kylie Jenner-, el talentoso Timothée Chalamet vuelve al ruedo con su interpretación de Paul Atreides en Duna: Parte dos, el film de Denis Villeneuve que llega este jueves a las salas del país. Como consecuencia, el joven actor se encuentra promocionando el largometraje y, en una entrevista concedida al New York Times, volvió a aludir a los dos consejos que le brindó Leonardo DiCaprio durante el rodaje de No mires arriba , la película de Adam McKay en la que compartieron algunas secuencias. En esta oportunidad, Chalamet amplió el relato ya conocido y aseguró que quizá se rebele ante una de las sugerencias del ganador del Oscar.

“Él me dijo: ‘No a las drogas duras ni a las películas de superhéroes’. Lo cual me pareció muy bueno. ¡Y sigo ambos consejos!”, expresó el actor de Llámame por tu nombre. Sin embargo, aseguró que el consejo de rechazar films sobre superhéroes es uno que está analizando, ya que no está del todo convencido de que cerrarles las puertas a esas producciones sea un error colosal para su carrera, y explicó el motivo detrás de su razonamiento. “La película que me hizo querer actuar es una película de superhéroes, Batman: el caballero de la noche. Así que si el guion fuera genial, si el director fuera genial, tendría que considerar lo que me dijo”, añadió Chalamet.

Heath Ledger obtuvo el premio al mejor actor secundario por su papel en Batman: el caballero de la noche, el film que cambió la vida de Timothée Chalamet
Heath Ledger obtuvo el premio al mejor actor secundario por su papel en Batman: el caballero de la noche, el film que cambió la vida de Timothée Chalamet

En otra oportunidad, el actor había evocado el momento en que vio el film de Christopher Nolan y el impacto que tuvo en él. “Cuando tenía 12 años, después de asistir a una de las presentaciones de ballet de mi hermana Pauline, le pedí a mi madre y a mi abuela que vieran la película conmigo. Fuimos a AMC Empire 25 en Times Square para una proyección”, detalló Timothée y graficó lo que sintió en ese momento bisagra. “Dejé ese teatro cambiado. La actuación de Heath Ledger en ese film (por el que ganó el Oscar póstumo a mejor actor de reparto) fue visceral y significativo para mí, y me generó esas ganas de apostar por la actuación” . Así las cosas, Chalamet no está dispuesto a seguir a rajatabla la sugerencia de DiCaprio si un buen guion como el de Batman: el caballero de la noche cae en sus manos.

Jennifer Lawrence: “Trabajar con Leonardo y Timothée fue un infierno”

Jennifer Lawrence (Kate Dibiasky), Leonardo DiCaprio (Dr. Randall Mindy) y Timothée Chalamet (Yule), en No mires arriba
Jennifer Lawrence (Kate Dibiasky), Leonardo DiCaprio (Dr. Randall Mindy) y Timothée Chalamet (Yule), en No mires arriba - Créditos: @NIKO TAVERNISE/NETFLIX

En cuanto al film en el que Chalamet compartió rodaje con DiCaprio, la sátira de McKay sobre el inminente fin del mundo distribuida por Netflix, este contó con un enorme cast, con nombres como los de Meryl Streep, Ariana Grande, Cate Blanchett, Jonah Hill, Mark Rylance, y Jennifer Lawrence. Fue precisamente la actriz ganadora del Oscar por El lado luminoso de la vida la que aludió a la experiencia de trabajar tanto con Timothée como con Leo y fue categórica: “Fue un infierno”, declaró la intérprete en 2021 en diálogo con Stephen Colbert. Lawrence hizo referencia al primer día de rodaje, que se llevó a cabo en plena pandemia de coronavirus, y aseguró que vivió una serie de situaciones que la sobrepasaron , especialmente porque fue la primera filmación a la que se abocó tras ser madre. “Solo recuerdo haber estado en una miseria absoluta”, subrayó la actriz, con el humor que la caracteriza.

“No sé qué fue lo que pasó un día, pero Timothée estaba emocionado de estar fuera de la casa. Creo que fue su primera escena. Leo había elegido la canción que sonaba en el auto y era como: ‘Sabés, esta canción trataba de, ya sabés, bla, bla, bla...’”, recordó, para luego admitir: “Fue un infierno”. De todos modos, las cosas cambiaron luego de ese primer encuentro con los actores, y a medida que se fueron conociendo. “Terminó siendo genial la experiencia”, aseveró Lawrence, quien destacó la trayectoria de sus colegas y “la buena compañía” de ambos.

Por otro lado, en una entrevista exclusiva con LA NACION, aludió a los nervios que sintió al momento de conocer a Meryl Streep, nervios que casi la paralizan en el rodaje. “¡Me impresionó mucho verla!”, le contó a este medio. “Antes de conocer a Meryl lo agarré a Adam (MacKay) y le pregunté: ‘¿Qué le digo? ¿De qué le hablo?’ Verla en la vida real fue una experiencia que me quitó el aliento porque realmente es la mejor actriz de todos los tiempos y eso se vuelve más notorio cuando la ves hacer lo que hace con tanta facilidad, fue increíble, es divertida, amable, improvisaba, es una actriz de comedia genial, eso fue muy loco. Además conocí a Ariana Grande. Soy muy fan y su música es genial y también es muy amable. Por eso es que todavía me sigo sorprendiendo cuando tengo la posibilidad de conocer a personas que admiro”, declaró la protagonista de Los juegos del hambre.