La UE insta a EEUU a eliminar las exenciones fiscales para VE por disciminatorias y contrarias a la OMC

·2  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: Vehículos eléctricos de Tesla en un centro de ventas y servicio en Vista, California

BRUSELAS, 11 ago (Reuters) - La Unión Europea dijo el jueves que estaba "profundamente preocupada" por las exenciones fiscales propuestas para la compra de vehículos eléctricos (VE) en Estados Unidos porque serían discriminatorias contra los productores extranjeros y podrían infringir las normas de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Según una disposición del proyecto de ley sobre clima y energía, de 430.000 millones de dólares, aprobado por el Senado el domingo, los compradores estadounidenses de vehículos eléctricos de cero emisiones podrían optar a créditos fiscales de varios miles de dólares.

Sin embargo, se aplicarían condiciones de contenido nacional a las desgravaciones fiscales para alejar a la industria de los vehículos eléctricos de la dependencia de China y estimular la inversión local en minerales y fabricación de baterías.

"Creemos que es discriminatorio, que está discriminando a los productores extranjeros en relación con los estadounidenses", dijo la portavoz de la Comisión Europea, Miriam García Ferrer. "Por supuesto, esto significaría que sería incompatible con la OMC".

García Ferrer dijo en una rueda de prensa que la UE estaba de acuerdo con Washington en que los créditos fiscales son un incentivo importante para impulsar la demanda de vehículos eléctricos y promover la transición al transporte sostenible y la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero.

"Pero tenemos que asegurarnos de que las medidas introducidas son justas y (...) no discriminatorias", dijo. "Así que seguimos instando a Estados Unidos a que elimine estos elementos discriminatorios del proyecto de ley y se asegure de que cumple plenamente con la OMC".

Un grupo de grandes fabricantes de automóviles dijo la semana pasada que la mayoría de los modelos de vehículos eléctricos no podrían acogerse a las desgravaciones fiscales debido a la exigencia de que las baterías de los vehículos y su contenido en minerales críticos procedan de Estados Unidos.

(Reporte de John Chalmers; Edición de Mark Potter, traducido por José Muñoz en la redacción de Gdańsk)