‘Chinese Parents’, el desafiante (y conmovedor) videojuego sobre el arte de criar a un hijo

¿Qué harías por un hijo? Pues este videojuego te ayuda a demostrarlo, desde su nacimiento hasta su ingreso a la Universidad, lo cual está generado mucha empatía en los jóvenes.

Se llama ‘Chinese Parents’ y es un videojuego para computadora. Su objetivo es que el jugador experimente el trabajo más desafiante del ser humano: formar a otro ser humano. Desde cero.

El videojuego pone a prueba las habilidades para educar a un hijo. Foto: <a href="https://store.steampowered.com/app/736190/__Chinese_Parents/?l=latam" rel="nofollow noopener" target="_blank" data-ylk="slk:store.steampowered.com" class="link rapid-noclick-resp">store.steampowered.com</a>
El videojuego pone a prueba las habilidades para educar a un hijo. Foto: store.steampowered.com

Y es que no solo se trata de que un niño crezca con la mayor cantidad de herramientas para su aprendizaje, sino que también eso camine a la par de un óptimo desarrollo psicomotriz y socioafectivo… y además, que sea una persona productiva y feliz. El mayor trabajo del mundo, ¿no crees?

También te puede interesar: Confetti, el juego de Facebook que entrega dinero

Lanzado en septiembre de 2018, ha sido un éxito en China. Se vende en la plataforma Steam, un mercado en línea administrado por el fabricante estadounidense de juegos Valve Corp. Está disponible tanto en Windows como en Mac y cuesta 9.99 dólares. Y debido al éxito, ya se está trabajando una versión en inglés.

¿En qué consiste?

Se asigna al jugador un ‘hijo virtual’ y único, del cual es 100% responsable de su formación. El objetivo es prepararlo lo mejor posible para el gaokao, el competitivo examen chino de ingreso a la universidad.

A lo largo de 48 niveles, los jugadores obtienen puntos que utilizan en cursos y actividades para sus hijos, que van desde clases de piano hasta natación, pasando por escritura creativa y codificación. También hay premios como helados, juguetes y vacaciones.

El trabajo hecho con el hijo virtual se evalúa en seis dimensiones: inteligencia, inteligencia emocional, aptitud física, imaginación, memoria y encanto.

Pero no solo se trata de premiar o castigar al niño. El videojuego lleva un registro de la presión psicológica ejercida hacia el menor y el puntaje de satisfacción de su padre. El arte es, como en la vida real, equilibrar todas estas áreas.

Sobre el gaokao

Cada año, son miles las familias que preparan a sus hijos para las difíciles pruebas de admisión a la universidad. Para ellos, sería la única vía de garantizar una vida exitosa para sus hijos.

La preparación implica horas y horas de estudio con tal de llegar a la mejor universidad posible. Tan solo en 2016, presentaron la prueba más de 9 millones de jóvenes chinos.

También te puede interesar: Esta obra de arte esconde un fascinante secreto

Cuentan que cada año, en ciudades como Pekín hay equipos encargados de asegurar un silencio absoluto en toda la periferia del lugar donde se realiza la prueba, así como renta de espacios cercanos donde proporcionan a los jóvenes vitaminas, suplementos y herramientas de estudio adicionales.

El videojuego ha desarrollado empatía en los jóvenes. Foto: store.steampowered.com
El videojuego ha desarrollado empatía en los jóvenes. Foto: store.steampowered.com

Pero la preparación va mucho más allá del conocimiento del temario. La prueba llega a ser tan dura, que se convierte en una lucha de resistencia. De ahí que el videojuego contemple logros que el ‘padre’ puede desbloquear para facilitar el camino al éxito de su hijo.

No solo es esforzarse para darle lo mejor, sino también respirar y tener paciencia. Cuando el hijo virtual llega a la adolescencia, tiene sus primeras citas y es importante saber equilibrarlo y poner límites sin ahogarlo, pero al mismo tiempo impulsarlo a equilibrar su vida personal, familiar y escolar.

En el videojuego (y en la vida real), eso ayuda al hijo en el mediano plazo, pero también en el largo, pues ‘Chinese Parents’ permite acumular esos puntos para después ayudarle a independizarse, casarse y formar una familia con una mayor ventaja.

La reacción de quienes lo juegan

Formar a un ser humano desde cero es una labor titánica. Y ahí es donde quizá está el éxito de ‘Chinese Parents’, que retrata la formación de un hijo, pero desde el punto de vista de los padres (los jugadores).

También te puede interesar: Caída mortal de un bebé es evitada por un lechero

“Solía ​​no entender muchas cosas que mi mamá me obligaba a hacer cuando era pequeño. Pero cuando entro a este juego e intento aumentar las cifras de mi hijo para que pueda desbloquear más logros y casarse con la niña más bonita de la escuela, empiezo a entender más a mis padres”. Así lo dijo Kang Shenghao, de 19 años, blogger profesional en la ciudad noreste de Qinhuangdao.

“Queremos dar a los jugadores la oportunidad de cambiar el papel de los niños a los padres y ver qué harían en la misma posición”. Así lo aseguró Yang Ge Yilang, fundador de Moyuwan Games, el estudio que desarrolló el videojuego.

“Cualquier parecido con la realidad…”

Pero no termina cuando el niño se casa. ‘Chinese parents’ guarda el puntaje obtenido a manera de ventaja para la familia que forme el hijo virtual. “Si arruinas a la primera generación, será más difícil para las siguientes alcanzar logros sobresalientes”, contó Yang… tal como a veces ocurre en la vida real.

En una siguiente etapa, sus creadores lanzar una versión para móviles, donde los jugadores puedan hacer lo que muchos padres orgullosos: comparar a sus hijos con los de los demás.

Sin duda, no hay escuela para padres, pero por lo menos ahora sí un videojuego con el cual las personas pueden sentir empatía hacia la manera en que fueron educados y ver si ellos podrían hacerlo mejor.

@braham_MV

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.