Dermatitis perioral, el mal contra el que Hailey Bieber lucha desde hace años

Adriana Terán
·3  min de lectura

Ya Kim Kardashian, Elle Fanning y LeAnn Rimes se mostraron sin filtros, sin base, sin corrector, sin nada que escondiera lesiones causadas por enfermedades de la piel. Y es que las famosas son seres humanos que puede sufrir los mismos padecimientos que el resto de seres anónimos que las contemplamos en cine, televisión y redes sociales. ¿Lo bueno? Con su fama normalizan situaciones por las que muchas personas pueden sentirse solas, angustiadas y hasta señaladas.

Esta vez el turno le tocó a Hailey Bieber, parte de una familia de luminarias del mundo del espectáculo, los Baldwin, y ahora casada con uno los los astros más rutilantes del mundo del espectáculo, Justin Bieber.

Hailey Bieber (Getty Images)
Hailey Bieber (Getty Images)

Recientemente Hailey publicó en sus redes sociales una historia mostrando unas pequeñas lesiones en su rostro y explicó de qué se trata. Era dermatitis perioral, que se desencadena -según ella misma reveló en su post- por “diferentes cosas y generalmente aparece en mis mejillas, alrededor de mi boca o, a veces, alrededor y debajo de mis ojos”.

La joven modelo confesó que quería ser lo más transparente posible en relación a este padecimiento, revelando que lo sufre hace algunos años. Asimismo, contó que la enfermedad surgió por el uso de ciertos productos de belleza, incluyendo algunos con cierto factor de protección solar, el clima y que opta por tomar antiinflamatorios suaves que ayudan a calmar su piel.

Gracias a esta poderosa divulgación, miles de personas están enteradas de que este padecimiento existe; veamos ahora de qué trata realmente y qué lo puede calmar.

La causa desconocida, tratamiento conocido

Ángela Hermosa Gelbard, dermatóloga de Clínica FEMM en Madrid, explica que la dermatitis perioral, también llamada periorificial, es un tipo de dermatosis acneiforme en la que aparecen pápulas y a veces vesículas o pústulas alrededor de la boca, la nariz o los ojos. "A veces estas lesiones pueden escocer o picar, aunque también pueden ser asintomáticas. Y en ocasiones descaman”.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

La doctora explica que esta enfermedad suele afectar predominantemente a niños y a mujeres en la edad media, aunque puede afectar a cualquier edad y a cualquier raza, y además sus causas son aún desconocidas.

“Algunos casos se han asociado al uso de corticoides tópicos, para otras dermatitis, o inhalados, en asmáticos. También con el uso de mascarillas también se pueden exacerbar brotes de esta enfermedad por el calor y la humedad. Sin embargo, la mayoría de las veces se desconoce la causa”.

Esto complica la posibilidad de prevenir esta enfermedad, exceptuando aquellos casos que se asocian al uso de corticoides, con lo cual se previene evitando el uso de estos medicamentos.

La especialista asegura que los casos que no están asociados al uso de corticoides sí pueden tratarse con cremas de este tipo, y “también puede ser útil el metronidazol tópico o los inhibidores tópicos de la calcineurina. En casos más severos hay que recurrir a tratamientos orales como antibióticos de la familia de las tetracuclinas o isotretinoina”.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Medline Plus, publicación de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, coincide con la especialista afirmando que este trastorno de la piel -que se asemeja al acné o la rosácea- podría ser causado por esteroides tópicos, aplicados en la cara intencional o accidentalmente; esteroides nasales; esteroides inhalados, y esteroides orales. Así como también cremas cosméticas, maquillajes y protectores solares, pasta de dientes fluorada, higiene facial deficiente, e incluso cambios hormonales y el consumo de anticonceptivos orales.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Cómo quitar los puntos negros de la cara: la mejor forma de destapar y purificar los poros de la piel

El sérum: cómo usar el producto estrella de belleza, ideal a partir de los 30 años

Hilos tensores, la técnica que promete retrasar el envejecimiento (y sus posibles efectos)

EN VIDEO: Vitamina C, la magia detrás de este ingrediente natural