Quién es Marcos Ginocchio, el estudiante de abogacía salteño y fan de las artes marciales que ganó Gran Hermano

·5  min de lectura
Marcos Ginocchio fue el ganador de la última edición de Gran Hermano (Foto: PRENSA TELEFE)
Marcos Ginocchio fue el ganador de la última edición de Gran Hermano (Foto: PRENSA TELEFE)

El lunes 27 de marzo, tras cinco meses al aire por la pantalla de Telefe, Gran Hermano llegó a su fin. Quizás, a diferencia de otras ediciones, en esta no primó un juego con fuertes las alianzas y estrategias, sino otro tipo de propuesta no tan aguerrida que se ganó el corazón del público, lo cual quedó demostrado con los más de 30 puntos de rating que alcanzó el programa. El flamante ganador fue Marcos Ginocchio o “El Primo”, quien arrasó con una importante suma de votos positivos. Desde el primer momento, se ubicó como uno de sus favoritos por su sensibilidad, su forma de ser y su historia de vida.

Marcos, el ganador de Gran Hermano, tendría novia y los usuarios quedaron desconcertados: “La protegió”

“Hola, soy Marcos Ginocchio, tengo 22 años y soy de Salta capital”. Así se presentó el joven ante el público el pasado 17 de octubre de 2022, cuando ingresó a la que fue su casa durante 161 días. Allí adentro lo apodaron “Primo”, puesto a que él llamaba a todos así. Rápidamente, se ubicó como uno de los intocables; todos lo querían más de amigo que de enemigo, algo que quedó demostrado con la cantidad de placas en las que estuvo, tan solo cuatro.

Logró formar grandes vínculos con los finalistas, Ignacio “Nacho” Castañares y Julieta Poggio -con quien los fanáticos deseaban un romance- y también con Romina Uhrig. Pero, sin dudas, su mejor amigo fue Agustín Guardis, alias “Frodo”, que, cuando reingresó por el repechaje, lo hizo gritando su nombre a todo pulmón por los pasillos. En cuanto a los conflictos que protagonizó, el más recordado fue al comienzo del ciclo con Juan Reverdito quien lo acusó de tener poca personalidad. Sin embargo, él le puso los puntos y no solo eso, sino que ganó terminó ganando el juego.

Marcos Ginocchio, tiene 22 años, es de Salta y se consagró ganador de Gran Hermano 2022-2023 (Captura video)
Marcos Ginocchio, tiene 22 años, es de Salta y se consagró ganador de Gran Hermano 2022-2023 (Captura video)

El resultado de Gran Hermano no fue ninguna sorpresa, al contrario, el podio fue bastante predecible si se toman en cuenta los números de las encuestas que se hicieron en redes sociales -grandes jugadoras de esta edición- e incluso de los sitios de apuestas. Marcos se perfilaba como ganador, lo cual finalmente sucedió. Pero, el resultado no solo tuvo que ver con su actitud en la casa, sino también con quién era antes de “hacerse famoso”.

Así se conforma la familia de Marcos, el ganador de Gran Hermano

Ginocchio cursa su último año de abogacía en la Universidad Católica de Salta. Durante su presentación, contó que vivía con sus padres José y Carola. De perfil bajo, el hombre ingresó a la casa a contener a su hijo y la mujer apareció por primera vez en la tribuna en la final. A su vez, tiene dos hermanos a quienes no veía desde antes de entrar a la casa y extrañaba mucho: José, que estudia en los Estados Unidos, y Valentina, que vive en Francia.

Ambos le dieron grandes sorpresas al hermanito: José viajó desde Norteamérica para visitarlo en el reality y Valentina, quien vive en Europa con su pareja, se animó y convivió con él y el resto de los familiares durante un par de días; y, no solo eso, la joven además ganó dos motos scooters eléctricas y la inmunidad para su hermano. La dupla fue una de las más queridas y se ganó el respeto tanto dentro como fuera de la casa.

Marcos cursa el último año de la carrera de abogacía en Salta y es fanático de las artes marciales (Captura video)
Marcos cursa el último año de la carrera de abogacía en Salta y es fanático de las artes marciales (Captura video)

Marcos, el chico “tímido” y fanático de las artes marciales que se ganó el cariño del público

Marcos reveló que es muy creyente de Dios y de la Virgen de Salta, y que todos los domingos iba a misa con su papá. Entre sus actividades extracurriculares, contó que le gustan mucho las artes marciales. Antes de ingresar al reality entrenaba cuatro veces por semana y desde muy chico hace Jiu-jitsu, taekwondo y kickboxing. Durante su estadía en la casa también disfrutó de las instalaciones para entrenar y ejercitarse.

Gran Hermano: Coti le dejó un regalo muy personal a Marcos pero en las redes la fulminaron

Su personalidad también se destacó considerablemente durante el programa. Ameno y conciliador, intentó ser fiel a lo que dijo antes de ingresar: “No me interesa lo que los demás piensen de mí. Siento que voy a aportar mucho a la casa, soy una persona muy auténtica, el que le gusta bien y al que no también”.

Por otra parte, en la última semana del programa, todos los participantes -finalistas y eliminados- pudieron ver los castings que hicieron para ingresar a la casa. El último en reproducirse fue el de “El primo”, donde se lo pudo conocer un poco más. Dijo que le gustaba hacer bromas, pasarla bien y que se tomaba todo como un desafío: “Pienso que vivo para mí, no para los demás. No me interesa lo que los demás piensen de mí, soy yo, soy natural y de alguna forma eso muestra confianza en mí mismo”.

Así se veía Marcos en su casting para ingresar a Gran Hermano (Foto: Captura de video)
Así se veía Marcos en su casting para ingresar a Gran Hermano (Foto: Captura de video)

Pero, así como mencionó lo que para él eran sus virtudes, también destacó lo que no le parecía tan bueno de él. Comentó que cuando iba a un boliche se “descontrolaba un poco”: “Me desinhibo y pierdo mucho la paciencia con la gente que trata mal a los demás. Los empiezo a tratar de la misma manera o peor. Es como un defecto que tengo que cuando me enojo, me enojo mucho”.

Marcos se consagró como ganador de Gran Hermano (Captura video)
Marcos se consagró como ganador de Gran Hermano (Captura video)

“El Primo” se consagró como el ganador de Gran Hermano 2022, con un gran apoyo del público. Obtuvo el 70,83% de los votos y se impuso por sobre Ignacio “Nacho” Castañares, que terminó segundo, y Julieta Poggio, quien se quedó con el tercer puesto. Con su valija, Morita en brazos y la emoción a flor de piel, se despidió del “Big” y apagó -temporariamente- las luces de la casa más famosa del país.