Anuncios

Brigitte Nielsen, ese torbellino tórrido dividido entre Stallone y Schwarzenegger

La estrella danesa pasó de ser modelo a provocar pasiones en Hollywood

Brigitte Nielsen pasó de ser modelo a estrella de Hollywood de la noche a la mañana. (Foto de Richard Baker / In Pictures via Getty Images Images)
Brigitte Nielsen pasó de ser modelo a estrella de Hollywood de la noche a la mañana. (Foto de Richard Baker / In Pictures via Getty Images Images)

A Brigitte Nielsen la conocimos en los '80s, cuando se convirtió en una prometedora estrella de Hollywood tras protagonizar la cinta de aventuras Red Sonja (1985) junto a Arnold Schwarzenegger. Nielsen, de origen danés, se había convertido en una exitosa modelo que desfilaba para importantes marcas del mundo de la moda, lo que llevó al mítico productor Dino De Laurentiis -figura tras películas como King Kong y Conan, el bárbaro- a ficharla para protagonizar esta nueva producción fantástica después de verla en la portada de una revista (Star News). Era la primera película de Brigitte y su debut como actriz.

Sin embargo, aunque Red Sonja fuera un rotundo fracaso de crítica y público -recaudó $6.9 millones en la taquilla global cuando había costado $17.9 millones en hacerse-, llevó a Brigitte Nielsen a iniciar una de las historias más pasionales de Hollywood: una aventura romántica con Schwarzenegger que terminó en un tumultuoso matrimonio con Sylvester Stallone y que puso patas arriba la vida romántica de ambos iconos del cine de acción.

Brigitte Nielsen y Arnold Schwarzenegger como guerreros épicos en 'Red Sonja' de 1984. (Foto de Rolf Konow/Sygma/Sygma via Getty Images)
Brigitte Nielsen y Arnold Schwarzenegger como guerreros épicos en 'Red Sonja' de 1984. (Foto de Rolf Konow/Sygma/Sygma via Getty Images)

BRIGITTE NIELSEN, EL TORBELLINO QUE CONECTÓ A ARNOLD Y SYLVESTER

Debemos remontarnos al casting de Red Sonja, cuando Nielsen, que con tan solo 21 años estaba casada con el músico danés Kasper Winding y tenía una hija, se presentó a hacer la prueba frente al director Richard Fleischer. En su autobiografía You Only Get One publicada en 2011, reconoce que no hizo un gran trabajo en audición, lo que le hizo quedarse aún más sorprendida cuando le dijeron que coprotagonizaría la cinta junto a Schwarzenegger, una de las estrellas en alza del momento que ya tenía en su currículo dos entregas de Conan y la primera de Terminator.

El actor y fisicoculturista le imponía respeto, pero su imagen de él cambió en cuanto se conocieron. Rápidamente descubrí que lejos de las cámaras Arnold era encantador, amable, confiado y muy realista, aunque su cuerpo siempre parecía imposible. ¡No podías ignorarlo cuando corríamos medio desnudos con nuestro vestuario de batalla!”, escribía la actriz en su libro.

Y así fue como, de la noche a la mañana, ambos iniciaron un romance fugaz, lo que fue muy llamativo teniendo en cuenta que Nielsen estaba casada y que Schwarzenegger estaba saliendo con Maria Shriver, periodista e hija del expresidente estadounidense John F. Kennedy con quien se casó un año más tarde, y fue fundamental en su carrera hacia convertirse en gobernador de California.

“La atracción había sido instantánea y como ambos sabíamos que no duraría más allá de la película no nos contuvimos. Queríamos probar todo y así lo hicimos. No hubo restricciones, ni promesas, nada, y fue un gran momento en mi vida”, explicaba Nielsen en sus memorias.

Brigitte Nielsen en su debut como actriz en 'Red Sonja', dirigida por Richard Fleischer en 1984. (Foto de Rolf Konow/Sygma/Sygma via Getty Images)
Brigitte Nielsen en su debut como actriz en 'Red Sonja', dirigida por Richard Fleischer en 1984. (Foto de Rolf Konow/Sygma/Sygma via Getty Images)

Schwarzenegger también habló de su aventura romántica en su autobiografía Total Recall: My Unbelievably True Life Story, donde confirmó haber disfrutado de su pasional juego con Brigitte durante su trabajo en Red Sonja, según publicó Time en 2012 (vía Huffington Post).

Sin embargo, admitía que este romance le hizo darse cuenta de cuánto deseaba casarse con María, por lo que no se planteó llevar su relación más lejos.

Lo curioso es que esta no fue la única historia pasional en la que Brigitte Nielsen se vio inmersa durante su trabajo en Red Sonja, puesto que durante su campaña promocional conoció a otro popular actor del cine de acción de los '80 que rivalizaba directamente con Schwarzenegger.

UN ROMANCE FUGAZ QUE TERMINÓ EN BODA

Evidentemente, solo había un rival en aquella época: Sylvester Stallone, quien una década atrás se había convertido en un icono de Hollywood gracias a Rocky y que en aquellos años seguía despertando pasiones con cintas como Rambo: primera sangre. Briggite se quedó tan anonadada con el actor que no dudó en enviarle una nota a su hotel, dando inicio a una relación que, en esta ocasión, sí acabó con campanas de boda.

Sylvester Stallone y Brigitte Nielsen en la película 'Cobra' en 1986, (Foto de Mondadori via Getty Images)
Sylvester Stallone y Brigitte Nielsen en la película 'Cobra' en 1986, (Foto de Mondadori via Getty Images)

Brigitte se encontraba promocionando Red Sonja en Nueva York cuando supo que Sly estaba en un hotel de la ciudad. "Era el hombre más hermoso, más sexi y más delicioso que he visto" escribe en sus memorias, y decidió enviarle una nota que decía "soy una actriz nueva en ascenso y estoy en en Nueva York promocionando una película". Y la estrategia tuvo efecto, porque Stallone la llamó poco después. Comenzaron a verse pero no consumaron la relación "en una silla grande" hasta que el actor la invitó a su casa en Malibú (The Sun).

Stallone, 17 años mayor que Nielsen, estaba casado con Sasha Czack, mientras que la actriz aún seguía unida a Ksaper Winding. Sin embargo, ambos decidieron poner fin a sus relaciones y casarse de forma casi repentina. Según relata Brigitte en sus memorias, tan solo unas pocas semanas después de conocerse Stallone le ofreció un papel en Rocky IV -el de la esposa de Ivan Drago (Dolph Lundgren)- y a continuación le propuso matrimonio, pero aunque ambos disfrutaran de una relación muy pasional en sus inicios, todo cambio tras la boda.

“Algo cambió cuando nos casamos. Fuimos de luna de miel a Hawái y Sly trajo a unas 15 personas con nosotros: agentes, abogados, todo un séquito. Estaba devastada”, explica sobre el inicio de su matrimonio. También cuenta cómo al principio le resultaba “halagador” que Stallone le hiciera regalos como estatuas con su pose para decorar el jardín, pero con el tiempo se volvió “vergonzoso” ante la obsesión que el actor parecía desprender hacia ella (vía Daily Mail).

Sylvester Stallone y Brigitte Nielsen, cuando eran pareja en 1986. (Foto de Ralph Dominguez/MediaPunch via Getty Images)
Sylvester Stallone y Brigitte Nielsen, cuando eran pareja en 1986. (Foto de Ralph Dominguez/MediaPunch via Getty Images)

“Tenía 22 años, era una vikinga danesa que quería explorar, pero estábamos rodeados de gente y guardaespaldas todo el tiempo. Le decía: No puedes comprarme, así que lo dejé y nunca se recuperó”.

Trabajaron juntos de nuevo en Cobra, el brazo fuerte de la ley (1986) pero la relación no duró mucho más. El divorcio tuvo lugar en 1987, tan solo 18 meses después de iniciar la relación. Parecieron llegar a un acuerdo amistoso, pero según sugiere la actriz en su autobiografía, Stallone hizo ciertas cosas” para asegurarse que ella “fuera historia” en Hollywood. "No quiero decir que le dijo a la gente que no me contratara, pero durante tres años nadie quiso hablarme", explicaba Nielsen.

Si observamos su filmografía podemos ver que tras su divorcio con Stallone se marchó a trabajar a Europa, donde actuó en producciones italianas como Dominoo Bye Bye Baby. En Estados Unidos solo volvió a actuar en producciones de serie B en los '90 como Agente secreto juvenil o Galaxis, cintas tras las que desapareció temporalmente del cine. Volvió a casarse en tres ocasiones con Sebastian Copeland, Raoul Meyer y Mattia Dessi, con quien permanece unida a sus 60 años de edad.

No volvió al cine hasta la década de 2010, en la que siguió actuando en películas menores. Entre medias se dejó ver por televisión en programas como Celebrity Big Brother, la edición de Reino Unido de Gran Hermano VIP en donde tuvo que enfrentarse a un duro revés. Y es que Jackie Stallone, madre de Sylvester Stallone que la había calificado públicamente de “p*ta” y “lesbiana”, fue llevada al programa, lo que en su biografía reconoció como “un golpe bajo por parte de los productores” que “querían crear problemas”.

No obstante, en 2018 volvió a verse las caras con Sylvester Stallone en Creed 2, donde 33 años después volvió a retomar su papel de Rocky IV. En una entrevista con People admitió que fue un encuentro agradable, aunque prefirieron mantener distancias. "Somos dos profesionales y lo mantuvimos así. Él se quedó en la esquina americana y yo en la esquina rusa. Estábamos en lados opuestos, pero fue agradable", explica la actriz.

Hoy en día sigue sin ser habitual verla en pantalla. Después de Creed 2, solo ha participado en el documental Ferro de Amazon Prime Video sobre la figura del cantante italiano Tiziano Ferro y una película independiente llamada The Experience estrenada en 2019. Eso sí, volvió a ser noticia en 2018 cuando dio luz a su quinto hijo (su primera niña) cuando ya superaba las 54 primaveras.

Sin embargo, aunque su figura no tenga apenas hueco en el Hollywood actual, cabe rememorar el impacto y revuelo que causó en su debut en los '80, revolucionando la vida de dos de las grandes estrellas de acción.

Este artículo fue escrito en exclusiva para Yahoo en Español por Cine54.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Sylvester Stallone y Arnold Schwarzenegger llegaron a odiarse durante sus años de 'guerra sucia'

Arnold Schwarzenegger engañó a Sylvester Stallone para arruinar su carrera

‘Rocky’ le dio a Sylvester Stallone más vidas que un gato en Hollywood

Sylvester Stallone y la costosa escena de riesgo que todavía mantiene el récord Guinness