El Baobab: el fruto ancestral africano que está de moda por sus propiedades curativas

Adriana Terán
·5  min de lectura

Su nombre está aderezado con mucho de literatura, poesía y leyenda. Desde El Principito, de Antoine de Saint-Exupéry, que lo reconocía como su principal miedo, hasta variadas leyendas ancestrales lo dotan de una magia especial. Una de esas historias cuenta que de tanto quejarse por su forma redondeada y su piel rugosa como de elefante el baobab fue desenterrado por Dios y sembrado al revés, así no pudo verse a sí mismo ni quejarse nunca más.

Aunque está en la lista de los seres vivos amenazados de extinción, al baobab se le llama el árbol de la vida y es que es sumamente importante para las comunidades que lo tienen como vecino generoso en África, Australia y Oriente Medio, pues proporciona alimento, compuestos medicinales y materia prima para la cotidianidad. En Madagascar, incluso, lo usan de cisterna, para conservar agua por mucho tiempo; y hoy en día se ha convertido en el alimento de moda en muchos lugares del mundo.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

En redes sociales vemos frecuentemente que se incluye el fruto en polvo en desayunos saludables, y es ingrediente de muchísimos productos dedicados a la belleza y al bienestar: aceites faciales, champú en barra y en loción, cremas para el cuerpo, mascarillas para el cabello, suplementos dietéticos y caramelos masticables para potenciar el sistema inmune, por enumerar solo algunos.

El baobab es hoy foco de atención, en primer lugar porque según investigaciones del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, hay una creciente preocupación por su conservación, y en segundo lugar, porque sus propiedades se han difundido reconociéndolo como superalimento, esa clasificación originada en el marketing que señala a algunos frutos y vegetales que contienen muchas propiedades beneficiosas.

Las hojas frescas, las frutas y las semillas, se han encargado de llevar el buen nombre del baobab a todas partes. Según un artículo de Medical News Today, tanto el fruto como sus semillas contienen en vitamina C, potasio, calcio, carbohidratos y fósforo, y aunque se necesitan más soportes científicos, se considera que sus propiedades podrían ser muy beneficiosas para la salud.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Algunas investigaciones arrojan que este fruto tiene propiedades antimicrobianas, antivirales, antioxidantes y en sus lugares de origen, se usa desde hace muchos años como tratamiento para casi cualquier enfermedad incluyendo anemia, disentería, diarrea, malaria y tuberculosis. Mientras que sus propiedades antiinflamatorias lo señalan como un posible aliado contra la artritis y la diabetes.

A su alto contenido en calcio y magnesio se le atribuyen bondades para la salud de los huesos, por lo cual se podría convertir en ingrediente fundamental en la prevención de enfermedades degenerativas como la osteoporosis.

Además, un estudio realizado por la Universidad de Oxford Brookes, citado por la nutricionista Megan Ware, encontró que el extracto de fruta de baobab es rico en polifenoles y al ser administrado como parte de una receta de pan horneado redujo la digestión del almidón y la respuesta glucémica en humanos. Adicionalmente, la gran cantidad de fibra soluble que contiene lo convierte en un alimento prebiótico, es decir, que actúa mejorando el equilibrio de la microbiota del intestino.

Números interesantes

Según las cifras nutricionales de la fruta del baobab, ésta posee diez veces más la fibra de una manzana; seis veces más vitamina C que una naranja; el doble de antioxidantes de las bayas de açai, cuatro veces más potasio que un plátano y cinco veces más magnesio que un aguacate. Con lo cual se explica el reciente furor por estos productos de baobab.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

En una investigación titulada Productos alimenticios baobab: una revisión sobre su composición y valor nutricional publicada en la revista Critical Reviews in Food Science and Nutrition se especifica que la pulpa de la fruta es especialmente rica en vitamina C, concluyendo que el consumo de 40 gramos de fruta cubre de 84 a más del 100% de la ingesta diaria.

La bióloga y coach de salud Sarah El Ashuh por su parte, admite que si bien no ha estudiado los beneficios del baobab, considera que aunque aún no tengamos suficiente información de sus propiedades, siempre es oportuno incorporar frutas a la dieta diaria, siempre y cuando sean naturales y sin aditivos químicos.

Sin embargo, al ser difícil encontrarla en otras regiones donde no se cultiva, la versión en polvo se ha hecho muy popular. De hecho, Ware en su nota en Medical News Today, recomienda incorporarlo en batidos, zumos de frutas, cereales, yogures y otros productos lácteos.

Piel tersa y luminosa gracias al árbol de la vida

Un estudio publicado en 2018, contenido en la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos encontró que tanto la pulpa de la fruta como las hojas de baobab contienen abundantes flavonoides, los cuales son conocidos por su acción antioxidante.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Es quizás este poder antioxidante el que lo hace el ingrediente de moda en productos dedicados al cuidado de la piel, el retraso del envejecimiento y la protección de las fibras capilares, pues se le atribuyen beneficios en cuanto a la protección de las estructuras de la piel. A los aceites contenidos en las semillas se le otorgan propiedades regenerativas que contribuyen con la recuperación de la elasticidad de la piel y a su poder antiinflamatorio se le adjudica la prevención de estrías y resequedad.

Finalmente, vale destacar que la fruta de baobab fue certificada en 2009 como segura por la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA), pero como no existen suficientes estudios que respalden las declaraciones de propiedades beneficiosas, se debe tener en cuenta que se podrían presentar riesgos relacionados que aún no han sido informados.

Aún hay mucho camino por recorrer para determinar a profundidad las propiedades del árbol de la vida. Mientras tanto, sigamos disfrutando con total seguridad de su aporte al imaginario cultural y popular. Este nunca tendrá contraindicaciones.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Señales de que podrías tener una deficiencia de vitamina D (no se ven, pero sí se sienten)

Beneficios y desventajas del champú en barra que promete cuidar el cabello y el ambiente

Guayusa: los dones de la planta que supera al té verde y cómo tomarla con medida

EN VIDEO: Un ramo comestible: pescado deshidratado al gusto