Anuncios

La ingenuidad que dejó a Ben Affleck y Matt Damon arruinados tras tocar la puerta del éxito en Hollywood

LOS ANGELES, CA - 23 DE MARZO: El actor, productor de cine y guionista estadounidense Matt Damon y el actor y cineasta estadounidense Ben Affleck celebran después de ganar sus premios Oscar por

Ben Affleck y Matt Damon cambiaron sus existencias por completo en 1997 siendo actores jóvenes, ambiciosos pero desesperados por trabajo cuando Mente indomable (también conocida como En busca del destino) conmovió los corazones de Hollywood y el mundo entero. Eran amigos desde la infancia y escribieron el guion a principios de los años 1990s a partir de una historia que Matt Damon había escrito durante su época de estudiante en Harvard. Lograron vender el libreto en 1994 por una cantidad soñada para dos artistas sin experiencia ni estatus en Hollywood, pero la película no llegaría a los cines hasta tres años más tarde, dejando en evidencia la ingenuidad juvenil de ambos en el proceso.

Así lo dejó entrever Ben Affleck durante su paso por el programa de Drew Barrymore, revelando que la dupla se quedó en bancarrota apenas seis meses después de vender el guion por $600.000. "Cuando vendimos ‘Mente indomable’, pensé que éramos ricos de por vida", dijo el actor y director (vía Indiewire). “¡Mis necesidades han terminado! ¡Nunca tendré que volver a trabajar! ¡Soy rico para siempre!” pensó el ingenuo de Ben que, por aquel entonces, tenía tan solo 22 años (Damon es dos años mayor) y su experiencia artística estaba reducida a películas independientes.

Vendimos [el guion] por $600,000. Lo dividimos, $300,000 cada uno, y luego los agentes obtuvieron $30,000, así que teníamos $270,000. Pagamos alrededor de $160,000 en impuestos, así que teníamos $110,000. Cada uno de nosotros compramos Jeep Cherokees de $55,000 y luego nos quedaron $55,000”.

Pero en lugar de ahorrarlo o distribuirlo con sabiduría financiera, hicieron todo lo contrario. Naturalmente, decidimos alquilar una casa de fiestas por $5,000 al mes en Glencoe Way junto al Hollywood Bowl y estábamos arruinados en seis meses".

Lo curioso de todo esto es que venían de haber dormido en sofás, de vivir el duro proceso de las audiciones y eran conscientes del sacrificio que hacían para cumplir el sueño de ser artistas. Por ejemplo, el guion de Mente indomable precisamente nació de la frustración que sentían por no tener trabajo. Habían comenzado sus carreras hacía mucho tiempo, instalándose en Los Angeles cuando eran adolescentes, pero las grandes oportunidades no llegaban. “En realidad, el guion nació de la frustración por el desempleo” confesó Damon al programa Today en 1997. “Así que lo escribimos más o menos por desesperación”.

Además, ambos contaron en marzo a The Bill Simmons Podcast que solían compartir la misma cuenta bancaria para ayudarse mutuamente. Cada vez que alguno conseguía un trabajo, depositaban el cheque en la misma cuenta. “Siempre que alguno de los dos tuviera dinero, sabíamos que no iban a cortarnos la electricidad. Después de hacer ‘Gerónimo’ [1992] probablemente tenía 35 mil en el banco. Y pensé ‘Estaremos bien un año’” comentó Damon.

Incluso reveló que parte del motivo de escribir el guion fue para, justamente, protagonizar los personajes principales. Querían trabajar y llegar lejos. “¡La única razón por la que lo escribimos fue para conseguir trabajo! Estábamos totalmente desempleados y lo sabíamos” dijo a The Harvard Crimson el mismo año del estreno. “Eso es lo frustrante de ser actor: simplemente no estás controlando tu propio destino. Y sentí que había dejado la universidad, y todas estas grandes experiencias, y todos mis amigos que se habían graduado, me había perdido mucho y aquí estaba de vuelta en el punto de partida viviendo en L.A.”

Porque los dos conocían el duro camino cuesta arriba que habían sobrellevado para pisar fuerte en la industria. Damon había abandonado la Universidad en 1992 para rodar los proyectos que iban surgiendo, aunque fueran pequeños y sin exposición comercial, mientras la carrera de Ben Affleck no terminaba de despegar por aquel entonces sino que sus oportunidades más destacadas, antes de Mente indomable, llegaron después del despilfarro con Rebeldes y confundidos (1993), Mallrats (1995) o Mi pareja equivocada (1997).

Pero al aterrizar en Hollywood con cheque bajo el brazo, lo despilfarraron en autos y alquileres para vivir de fiesta cuando todavía no habían rodado la película, no sabían si iba a tener éxito o si iba a lanzar sus carreras. Pero la ingenuidad o esperanza de la juventud, evidentemente, fue más fuerte.

Mente indomable fue un éxito de público, critica y taquilla, colocándolos en el mapa hollywoodense en 1997. Pero eso no significa que pudieran dormirse en los laureles. Estaban de moda pero seguían sintiendo la desesperación de conseguir trabajo. Lo contaron hace un año en una entrevista para Entertainment Weekly. “Estábamos desesperados por conseguir otro trabajo” confesaba Damon. “Yo hubiera aceptado felizmente Armageddon y tú [dirigiéndose a Ben Affleck] habrías aceptado Salvando al soldado Ryan. Así es como se dieron las cosas” explicó haciendo referencia al interés mutuo de simplemente seguir labrando sus carreras como actor sin ser selectivos.

“¿Cómo se hace esto?” se preguntó Affleck al llegar al set de Armageddon. “Era el Hollywood real, algo que nunca había visto […] Ni siquiera pensé que la base de la historia era totalmente absurda. ¿Por qué le piden a perforadores de petróleo que sean astronautas en lugar de pedir a astronautas que sean perforadores?” Totalmente de acuerdo.

“Fui un poco ingenuo” reconocía a su amigo. “En cuanto a las opiniones que la gente estaba formando sobre mí o la forma en que Michael [Bay] y Jerry [Bruckheimer] se enfocaban en la estética, enviándonos a las camas solares, me hicieron arreglarme los dientes, entrenar y ser sexy”. Affleck contaba que incluso les preguntó cómo podía ser sexy y lo enviaron al gimnasio y a ponerse aceite en el cuerpo.

Steve Buscemi, Will Patton, Bruce Willis, Michael Clarke Duncan, Ben Affleck, and Owen Wilson walking in NASA uniforms in a scene from the film 'Armageddon', 1998. (Photo by Touchstone/Getty Images)
Steve Buscemi, Will Patton, Bruce Willis, Michael Clarke Duncan, Ben Affleck, and Owen Wilson walking in NASA uniforms in a scene from the film 'Armageddon', 1998. (Photo by Touchstone/Getty Images)

Armageddon se estrenó un año después de Mente indomable, demostrando que Ben Affleck podía comandar un blockbuster con una taquilla de $553 millones (a pesar de la premisa absurda). Matt Damon, por su parte, se consagró como actor serio a través de Salvando al soldado Ryan -también en 1998- siendo elegido por Steven Spielberg después de ver su trabajo en el set del drama junto a Robin Williams. La película ganó el Oscar y desde entonces no han dejado de incrementar su posición en Hollywood como dos creadores influyentes de visión propia. Dicen que ‘nadie quita lo bailado’ y seguramente Ben y Matt vivieron la vida loca en esos seis meses de despilfarro juvenil, pero como toda moraleja, tuvieron sus consecuencias volviendo al punto de partida con la desesperación laboral acechándolos de nuevo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Ben Affleck, encantado de volver a trabajar con Jennifer Lopez en una película

Russell Crowe estaba destinado a convertirse en estrella cuando algunos no veían su potencial

Harvey Weinstein boicoteó 'El indomable Will Hunting' para no pagar a Robin Williams

Robin Williams y la impresión eterna que dejó en Ben Affleck