Recomendaciones de emergencia para desenamorarse (respaldadas por la psicología)

·4  min de lectura
Uno de los pasos a seguir para desenamorarse es evitar el contacto visual o físico con la persona. Tus hormonas lo agradecerán. (Getty Creative)
Uno de los pasos a seguir para desenamorarse es evitar el contacto visual o físico con la persona. Tus hormonas lo agradecerán. (Getty Creative)

Es lindo el amor, es lo que nos mueve en muchas direcciones, nos llena cuando es profundo, nos mantiene en las nubes cuando es apasionado y fresco, pero qué pasa cuando se agota en una de las partes. Otro escenario, no menos doloroso, es cuando el objeto de nuestra atención y cariño, no nos corresponde, o se trata de una relación tóxica. No queda otro camino que dar el paso siguiente: desenamorarse para poder seguir adelante.

Es posible que muchos hayan pasado por alguna de esas situaciones, y seguramente muchos hubiesen deseado tener algunas herramientas para poder superarlas más eficientemente.

Jennifer Flórez, terapeuta de pareja entrevistada en el programa “Hoy día”, dice que así como podemos enamorarnos, también podemos desenamorarnos. Es parte de nuestra naturaleza, con lo cual, parece una meta más alcanzable y no inmensamente dolorosa como creemos que va a ser durante los primeros días. “Imagínate que la primera vez que creíste morir de amor no hubieses podido levantarte. El desenamoramiento hace parte de nuestra capacidad humana… y es una decisión que se toma incluso a un nivel inconsciente”.

La experta también menciona que el primer paso para desenamorarse es enfocarnos en que nosotros mismos debemos ser nuestra prioridad; y luego reconocer qué es el amor realmente. No sirve de nada un amor tormentoso, tóxico que nos hace sufrir o nos disgusta.

Así como enamorarse le ocurre a hombres y mujeres, desenamorarse puede ocurrirles en la misma medida, y sufrir por ello. (Getty Creative)
Así como enamorarse le ocurre a hombres y mujeres, desenamorarse puede ocurrirles en la misma medida, y sufrir por ello. (Getty Creative)

Cabe desatacar que este proceso es igual para hombres y mujeres, pero influye profundamente lo que, cultural y socialmente, se les permite expresar a cada uno. A las mujeres se les permite mucho más expresar tristeza por un desenamoramiento, mientras que del hombre no se espera esta manifestación. De hecho, al hombre se le estigmatiza si expresa sus sentimientos, más si están relacionados con el estereotipo del macho.

Parece difícil, pero es posible desenamorarse

El sociólogo y psicólogo Arturo Torres sugiere, en primer lugar, eliminar el contacto físico y visual con la persona con la que queremos romper lazos. Pero no por una cuestión de orgullo, sino de biología. Mirar a los ojos y tocar al objeto de nuestro afecto genera una liberación importante de oxitocina. Este neurotransmisor es fundamental en el proceso de establecer vínculos, relaciones y fomenta la empatía. Además, con el enamoramiento, se dispara junto a la dopamina.

Esta segunda hormona nos indica el siguiente paso para desenamorarnos con eficiencia. La dopamina es conocida como la hormona del placer, con lo cual nos conduce a repetir acciones que nos causan esa sensación. De esta manera, hay que evitar ponernos fácil el camino para encontrarnos con esa persona. Cambia la ruta, evita cruzártela y, sobre todo, sé fuerte para no ponerte pretextos que te conduzcan a verle.

Luego, aunque es posible que lo que creemos que necesitamos para superar esta situación sea estar día y noche frente a la televisión con un envase lleno de helado, en realidad es mucho más eficiente hacer todo lo contrario: retomar actividades que nos gustan, establecernos rutinas con amigos, elegir alguna actividad importante que nos haga sentir que tenemos el dominio de nuestro día a día. En este sentido, se sugieren procedimientos como la Activación Conductual, el cual se ha propuesto como complemento sencillo en el tratamiento de la depresión, según el portal especializado Pysciencia.

Es posible que lo que sientas que necesitas es quedarte en casa comiendo helado, pero cuanto antes retomes tu rutina y las actividades que te gustan, será mucho más fácil el proceso. (Getty Creative)
Es posible que lo que sientas que necesitas es quedarte en casa comiendo helado, pero cuanto antes retomes tu rutina y las actividades que te gustan, será mucho más fácil el proceso. (Getty Creative)

Hay que decir que el desenamoramiento no es exclusivamente una medida de emergencia ante un amor tóxico o no correspondido; también es algo que ocurre en una pareja sin demasiados problemas y ofrece dos vías posibles: dar paso a una nueva etapa en la pareja, con otro tipo de amor más maduro y menos apasionado; o dar paso al distanciamiento. Esta vía suele arrojar otras señales que nos indican que quizás es tiempo de ir a terapia de pareja, o terapia sexual o separarse definitivamente.

En todo caso, si llegamos a sentir que la situación nos sobrepasa, que está afectando nuestro día a día y que se nos dificulta continuar con nuestra vida, está bien acudir al especialista. No subestimemos nuestros sentimientos ni malestares, para ello hay expertos que saben cómo ayudarnos.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Amores tormentosos que dejaron huella.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

El verdadero significado de la "crisis de los 40", una etapa de la vida donde cambia todo

El té verde o el café pueden ser grandes aliados de tu piel

"No prueben la ozonoterapia rectal": la advertencia de los médicos sobre lo que hizo Gwyneth Paltrow