La tecnología y la pareja: un dúo complicado

Texto: Raúl Rodríguez Cota

Sin dudas, las nuevas tecnologías han ayudado a que nuestra vida sea un poco más fácil. Aunque, por otro lado, quizás nos la han complicado en otros aspectos. Y es que algunos expertos e investigaciones han señalado que el uso tan invasivo de estos dispositivos sería capaz de afectar negativamente las relaciones de pareja. ¡Entérate!

No abusar de la tecnología podría beneficiarte en la intimidad. – Foto: becon/Getty Images

Muchos mensajes…relaciones mediocres

Estar constantemente conectado a cualquiera de tus dispositivos electrónicos podría, de hecho, “desconectarte” de tus relaciones afectivas, de acuerdo con un estudio de 2013 publicado en la revista científica Journal of Couple and Relationship Therapy.

En la investigación, se descubrió que las mujeres que usaban los mensajes de texto para pedir disculpas, resolver diferencias o tomar decisiones con su pareja, usualmente tenían una relación amorosa de baja calidad. Por otro lado, los hombres que solían enviar muchos mensajes de texto de manera frecuente, también tenían una relación mediocre con su media naranja, según informó la Universidad Brigham Young.

Una de las posibles razones de estos resultados sería que enviarse mensajes de texto no es lo mismo que hablar de frente, pues las palabras escritas en un teléfono podrían malinterpretarse. Y suena lógico, ya que no estás viendo el tono o los gestos con los que la otra persona da el mensaje.

Los correos electrónicos, ¿provocarían disfunción eréctil?

Ahora es más fácil recibir correos electrónicos en una gran variedad de dispositivos, lo que podría hacer que sigas trabajando aun cuando ya saliste de la oficina. El problema es que esto podría aumentar el estrés, dándote menos ganas de tener sexo. Y es que, sentirse angustiado o presionado aumentaría los niveles de adrenalina, considerada una hormona anti-erección extremadamente potente, según explicó el urólogo, Doron S. Stember, en el portal de bienestar Everyday Health.

Disminuirían las ansias sexuales

Meter dispositivos electrónicos en la alcoba también podría dañar la acción que tengas en la cama, ya que podría “matar” las ansias de tener sexo con tu pareja. “Los ordenadores portátiles y los teléfonos inteligentes solo los distraen uno de otro, y es casi imposible enfocarte en el sexo cuando hace dos segundos acabas de responderle un mensaje a tu jefe”, dijo la terapista matrimonial, Sahron Gilchrest O’ Neill, en la revista Shape.

El WiFi afectaría los espermatozoides

Aunque no lo creas, la conexión WiFi podría afectar fertilidad masculina, de acuerdo con un estudio de 2012 publicado en la revista científica Fertility and Sterlity. El asunto es que la radiación que sale de la señal podría causar daños en el ADN y la movilidad de los espermatozoides, según reportó el portal Medical Daily.

Como ves, la tecnología no sería del todo tu aliada en las cuestiones amorosas. Por eso, valdría la pena que trataras de disminuir su uso, por lo menos, en los momentos de intimidad con tu otra mitad.

Si tienes dudas sobre cómo el uso de la tecnología afecta tu salud, consulta con un médico.

Pero, cuéntanos, ¿la tecnología te ha ayudado a mejorar tus relaciones románticas?

@RaulRodCota

También te puede interesar:
4 datos curiosos de las relaciones sexuales
Con el paso de los años, tu vida sexual podría mejorar