Alejandra Ávalos y el ridículo de colgarse de la fama ajena cuando ya no se tiene éxito

·4  min de lectura

Cuando Alejandra Ávalos inició su carrera artística a finales de los años 80, era una joven prometedora. No solo era una estrella de teatro musical, también escalaba puestos en las listas de popularidad como cantante y era protagonista de telenovelas.

MEXICO CITY, MEXICO - JUNE 28: Alejandra Avalos speaks to the media during the funeral of singer, actor and television presenter Gualberto Castro  on June 28, 2019 in Mexico City, Mexico. Gualberto Castro, best known for singing with Los Hermanos Castro, passed away due to bladder cancer on June 27th. He was 84 years old.  (Photo by Medios y Media/Getty Images)
Alejandra Ávalos. (Getty Images)

Todo parecía indicar que iba a ser una de las grandes estrellas de su generación, pero después de una época de mucho éxito (y algunos escándalos en su vida personal) en los años 90, Alejandra fue perdiendo vigencia, como le pasa a muchas figuras, ya que el tiempo no perdona: aunque participó en una casa de Big Brother con otras celebridades, no ha podido evitar el recurrir a los escándalos y a colgarse de la fama ajena para seguir en el candelero, y es una pena, porque no se trata de alguien carente de talento, sino que es una estupenda voz y una buena actriz, pero la fama es exigente y adictiva.

Esto viene a colación, porque de un tiempo a esta parte, la Ávalos parece no poder evitar el figurar en titulares no por su talento o por proyectos propios, sino por declaraciones y pleitos que giran en torno a otras personas y que, aún si la ponen en el reflector, se ven muy mal, haciéndola quedar como una de esas celebridades que solo viven de hablar de los demás.

Para muestra, un botón. Se puede recordar todavía el escándalo que se armó en septiembre, al cumplirse el primer aniversario de la muerte de José José, cuando la Ávalos y la temible Anel, exesposa y hoy "heredera universal" del príncipe de la canción, se enfrascaron en un drama de dimes y diretes, en el que la Ávalos argumentó que ella había sido "amiga íntima" de José José durante el rodaje de una película y esto le bastaba para erigirse portavoz del difunto, haciendo declaraciones fuera de lugar contra la excónyuge del cantante y los hijos de la pareja.

Dado que Anel no es de las personalidades que le hacen ascos a la publicidad — al contrario, es de las adictas al fenómeno de la "opinionitis" —, de inmediato le contestó a la Ávalos y la acusó de meterse donde no la llamaban, de opinar cosas que no le incumbían, y de mentir acerca de la profundidad de su vínculo con su exesposo, alegando que si bien era cierto que habían compartido durante el rodaje de 'Perdóname todo' y que sabría Dios qué pasaría durante ese rodaje — que por cierto, tuvo lugar cuando el matrimonio entre Anel y José todavía no se había disuelto del todo —, ella no era 'amiga' de José José y que sus opiniones no reflejaban las del difunto.

El pleitazo se extendió por semanas, pero finalmente fue Anel la que emergió victoriosa y la hizo callar — con un poco de ayuda de sus hijos, de la exmánager Laurita Núñez y de la mismísima Pati Chapoy —. 

Mas la Ávalos no es de las que saben mantener bajo perfil por mucho tiempo, ya que le encanta el argüende y figurar en revistas y programas de chismes; ahora vuelve al trigo, pero no hablando de José José, sino de Luis Miguel, tema que ya había tocado en 2018 cuando estaba recién lanzada la bioserie del artista en su primera temporada, siendo bien rápida la cantante de adjudicarse un romance secreto con el Sol de México.

La Ávalos dio la nota, asegurando que habían sido muy íntimos y que el romance no había prosperado por culpa de Luisito Rey, pero que siguieron viéndose a escondidas por varios años (en fechas que, según demuestra el calendario, ella estaba aún casada con su primer marido, Fernando Ciangherotti). 

Ahora vuelve a lo mismo, con el estreno inminente de la serie, ya que ha ido por programas haciendo declaraciones no solicitadas, acerca de que la canción "Tengo todo excepto a ti" de Luis Miguel fue escrita pensando en ella — hecho que no consta en ninguna parte - y que el cantante (que ha tenido romances muy sonados con supermodelos, actrices, periodistas, cantantes de fama internacional, y hasta con Aracely Arámbula) "no la supera" y que "sigue obsesionado [presuntamente con ella]".

Con esta declaración queda claro que la Ávalos no está conectada del todo con la realidad o al menos esa es la imagen que refleja en medios; esta es una verdadera lástima porque solo queda en ridículo, aparece desesperada por la fama, más que por trabajo, pero esta es un arma de dos filos: se arriesga a que no la tomen en serio con estos desplantes y no pueda revivir su carrera formalmente, que eso sí debería ser noticia.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: “Oro de Rey”, un libro sobre los aciertos y los errores de Luis Miguel

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.